Acerca de la DGII

​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​La Dirección General de Impuestos Internos es la institución que se encarga de la administración y/o recaudación de los principales impuestos internos y tasas en la República Dominicana.

La DGII surge con la promulgación de la Ley 166-97, el 27 de julio de 1997 que fusiona las antiguas Direcciones Generales de Rentas Internas e Impuestos Sobre la Renta. En fecha 19 de julio del año 2006 se promulgó la Ley No. 227-06 que otorga personalidad jurídica y autonomía funcional, presupuestaria, administrativa, técnica y patrimonio propio a la Dirección General de Impuestos Internos.​


Visión

Ser una administración tributaria respetada por su gestión transparente, con procesos y servicios eficientes, apoyados en la tecnología y personal profesional ético.​

Misión

Recaudar los tributos internos de acuerdo al marco de la ley, a través del control tributario y la facilitación del cumplimiento para proporcionar recursos al Estado.​​

​​

Valores Institucionales

El marco estratégico central de la DGII se complementa con la definición de los valores que guían la actuación y la conducta de la institución y de cada uno de sus colaboradores.

En este orden, los valores de la DGII son:​​

​​

Nuestra marca

La firma institucional

Es el elemento más importante de nuestra identidad, pues resume nuestra esencia. Está formada por nuestro nombre en su versión logotipada, y por el símbolo de Impuestos Internos.

DGII 

Significado y origen

Es una fuente de inspiración debido a los conceptos que la componen. En una primera lectura representa una escalera hacia el ascenso, que nos remite al compromiso de la contribución, en el cual encontramos el camino hacia un futuro mejor.

 

Ciclo

Tenemos un ciclo que representa la vida del contribuyente y el crecimiento que otorga su aportación.

 

Sol

Es la representación de una mejor calidad de vida que hace referencia tambíena nuestra calidez y dominicaneidad

 

Reloj

Tenemos un ciclo que representa la vida del contribuyente y el crecimiento que otorga su aportación.

Tu contribución es nuestro principio

La contribución es nuestra razón de ser

Hablar de contribución nos recuerda el compromiso de todos con el Estado y también conlleva nuestro papel como un contribuyente más, posibilitador del desarrollo.

Momento que marca el comienzo

Nos remite a pensar en el inicio de un camino, que nos lleva directamente al papel que Impuestos internos tiene como guía.​